Villa de la Quebrada: No tienen agua suficiente, pero el Gobernador sueña transformar al pueblo en un polo turístico religioso

(02-07-2020) Sin noticias sobre la prometida obra de agua, ayer el Gobernador adelantó que trabajarán para convertir a Villa de la Quebrada en un centro de importancia nacional para el turismo religioso. Mientras tanto la sequía no da tregua y los arroyos muestran cada día menos caudal. 

Ayer por la mañana, en el marco de la entrega de tres viviendas, el primer mandatario puntano expresó: "Yo voy a hacer el intento que trabajemos juntos con el pueblo de Villa de la Quebrada y la Iglesia, para que constituyamos a este lugar en uno de los lugares de turismo religioso, y lo voy a decir como lo anhelo, que sea el más grande de la Argentina. Que no solo sea la fiesta del 3 de mayo y todo lo que significa la fiesta del 3 de mayo, porque es una fiesta (...), que también sea la Semana Santa donde se reza el vía crusis, que se haga acá con la presencia de todos los católicos, los cristianos de la Argentina y del mundo, que venga acá, a este máximo monumento a la pasión y muerte de Jesucristo. Bueno, esos son sueños".

Durante su discurso, Alberto Rodríguez Saá no mencionó absolutamente nada acerca de la obra de agua que prometió  en campaña y que presupuestó para realizar durante el ejercicio 2020.


La falta de agua en la red domiciliaria se repite cada año y se acentúa principalmente antes de la llegada de las lluvias e incluso durante la fiesta de mayo, a la que concurren cientos de peregrinos y turistas generando una demanda no adecuada a los requerimientos actuales. 

El problema, está claro, es la falta de obras para canalizar, almacenar y distribuir el agua en forma adecuada para una población que se incrementó notablemente en los últimos años.

la intendente comisionada Rosa Calderón, asumió el pasado 10 de diciembre. Durante la campaña electoral, el Gobernador Alberto Rodríguez Saá prometió construir las obras necesarias para solucionar la problemática histórica del pueblo. 

Tras las elecciones, funcionarios y técnicos del Ministerio de Infraestructura relevaron el pueblo, la planta potabilizadora y las redes de agua y diseñaron los proyectos necesarios. Las obras en cuestión fueron incorporadas en el presupuesto provincial 2020, pero a siete meses de iniciado el año, no ha miras a que comience la ejecución de la primera etapa.


Por la acentuada sequía que hizo estragos en año pasado y que continúa, sumado al estado actual del caudal de los dos ríos que alimentan la planta potablilizadora, los lugareños creen que el mes que viene, sino llueve, pude volver a escasear al agua en la localidad.




Noticia relacionada

Villa de la Quebrada: Rosa Calderón se reunió con técnicos del Ministerio de Obras Públicas e Infraestructura del Gobierno provincial