El Inadi dictaminó que el Gobierno discriminó a una candidata opositora

(4-6-19) Regina "Chona" Funes denunció ante el organismo nacional la persecución laboral que sufrió por parte del Gobierno de Rodríguez Saá cuando decidió ser candidata del espacio de Claudio Poggi.

El hecho ocurrió en le 2017 y sienta un precedente para empleados públicos y beneficiarios de planes sociales que en la actualidad sufren situaciones similares. 

En aquel momento, en el que los hermanos Rodríguez Saá todavía juntos desde la misma vereda, disputaban la senaduria nacional contra Claudio Poggi, Regina Funes, en el departamento San Martín, se postuló para el cargo de senadora provincial por el Frente Avanzar y Cambiemos por San Luis. Desde entonces funcionarios del Gobierno la obligaron a recorrer por día más de 200 kilómetros para cumplir con su trabajo de enfermera.


A poco de jubilarse brindando ese servicio en potrerrillos, donde reside junto a su familia, desde el ministerio de Salud la enviaron a trabajar al centro de salud de Bajo Veliz, generándole un engorroso viaje diario de aproximadamente 200 kilómetros.


Fue entonces que Funes realizó la denuncia ante el Instituto Nacional contra la Discriminación y la Xenofobia. (Inadi), que tras dos años finalmente se expidió, y tras el análisis del caso, desde Buenos Aires Inadi central determinó que la conducta de la gestión de Rodríguez Saá fue discriminatoria.


“El derecho a no ser discriminado en el ámbito laboral es un derecho humano que se efectiviza, en nuestro país, a través de un plexo jurídico que es necesario correlacionar debidamente para establecer sus alcances reales y su aplicación concreta”, explica en uno de los párrafos del extenso documento.

“La Constitución Nacional protege el trabajo en sus diversas formas en los artículos 14 y 14 bis y en su artículo 16 dispone que todos sus habitantes son iguales ante la ley, y admisibles en los empleos sin otra condición que la idoneidad”, sostuvo el escrito.


Foto gentileza archivo El Chorrillero