En las próximas horas se normalizará el servicio de agua potable en Toro Negro y en Los Manantiales

(4-4-19) Tras distintos desperfectos sufridos en el sistema que surten de agua a las plantas potabilizadoras y cisternas, el servicio vuelve a la normalidad. Las bombas de la perforación y de la planta potablizadora se averiaron hace un poco más de 10 días.

El intendente de la localidad, Juan Carlos Garcia, explicó a La Posta que los vecinos de Toro Negro ya cuentan con el servicio normalmente, pero en el caso del pueblo Los Manantiales advirtió que habrá algunas horas más de demora para que se normalice la situación dado que hay 13 kilómetros de cañería para purgar. "Al mermar el caudal durante estos días, las cañerías se llenaron con aire, por eso ahora los empleados realizan maniobras para normalizarlo. Esperamos para que en las primeras horas de la mañana viernes esté solucionado por completo", detalló Garcia.

Al mismo tiempo, ambas máquinas sufrieron graves desperfectos y por ello quedaron fuera de servicio. Tras ser desconectadas, fueron enviadas a un taller especializado que las reparó y hace pocas horas obreros del organismo estatal las reconectaron en Los Manantiales, donde funcionan habitualmente. También, revisaron su correcto funcionamiento. Ahora, poco a poco, el agua llega a todos los vecinos y entre la noche de este jueves y en la mañana del viernes, el servicio será normal.
Actualmente, las dos bombas de agua que funcionan en Los Manantiales (ex Villa General Roca) abastecen la planta potabilizadora que suministra a sus 200 vecinos y a su vez acerca el líquido a las 25 familias que viven en Toro Negro. Precisamente las dos herramientas se rompieron a la par, lo que obligó a utilizar los dos sistemas de reservas que posee la Municipalidad de Los Manantiales. Por ese motivo los pobladores nunca se quedaron sin agua.
Sin embargo, la presión en la distribución mermó y por ello, los Bomberos Voluntarios de la comuna norteña colaboraron en la provisión de agua en los tanques de edificios públicos (comisarías, municipalidad, hospital y escuelas) y para algunos vecinos que lo solicitaron.
La labor para salir del contratiempo estuvo coordinada entre la comuna, los bomberos y el personal de San Luis Agua. Ahora, con las bombas de agua reparadas y en funcionamiento, sólo resta esperar que el líquido llegue con la potencia de siempre.
“Tuvimos la mala suerte de que se nos quemaran, al mismo tiempo, las dos bombas con las que contamos y abastecemos a las plantas potabilizadoras. Igualmente, llevamos las máquinas a la ciudad de San Luis, las arreglaron y volvieron a conectarlas. Ahora hay que esperar y en las próximas horas el servicio será normal”, expresó el intendente de Los Manantiales, Juan Carlos García.
“Son inconvenientes que pueden surgir. Por suerte activamos los dos sistemas de emergencias que tenemos. Tienen una capacidad para proveer agua por siete días y nos ayudaron a salir del paso. Igualmente, por la falta de presión, el agua no subía a algunos tanques y por eso los bomberos voluntarios de la localidad colaboraron con nosotros y asistieron a vecinos y a los edificios públicos. Fue una labor conjunta”, remarcó García.
Por otro lado, el jefe comunal detalló que el costo de la reparación de la bomba de 6 pulgadas averiada en la planta potabilizadora fue de $86,600.- Así mismo informó que en el  mismo taller actualmente trabajan en el servicie de la bomba de emergencia (de 4 pulgadas), un arreglo que cotizaron en un poco más de 91 mil pesos y que estaría reparada el martes próximo.